Inicio » Lugares Terroríficos » La oscura historia de la Mansión Winchester

La oscura historia de la Mansión Winchester

La oscura historia de la Mansión Winchester

La oscura historia de la Mansión Winchester

La mansión Winchester se sitúa en San José, California. Sarah Winchester era la propietaria. Fue una mansión que estuvo en construcción hasta al momento del deceso de la dueña, a la temprana edad de 39 años. La propiedad tuvo un valor total de 5.500.000 de dólares en el año 1922, lo que ahora equivale a 71 millones de dólares.

Dentro de la vida de Sarah, ocurrieron trágicas pérdidas, su esposo murió en 1881 y su hija falleció en el año 1866 ante los lamentables y fuertes hechos, Sarah decide recurrir a una médium, la cual le menciona que su familia ha sido víctima de un hechizo maligno, debido a las muertes causadas por los rifles Winchester durante la Conquista del Oeste. La médium le dice que espíritus malos la invaden, ante ese argumento le encuentra una supuesta solución. La médium aconseja a Sarah de que comience a construir una casa la cual nunca debe ser terminada, de ese modo los espíritus la dejan en paz, debido a que así los espíritus no tienen lugar para vivir. En el año 1884 empezó la construcción de la mansión y terminó el día de su muerte, el 5 de Octubre de 1922.
La mansión tiene pasadizos secretos los cuales eran usados por Sarah para supervisar la obra sin fin.

La mansión Winchester tiene un gran valor debido a su grande arquitectura, la cual resguarda en su interior 160 cuartos, cuenta con 40 habitaciones, posee 7 pisos, hay alrededor de 476 puertas, 6 cocinas, tiene 52 tragaluces, 2 vestíbulos, 47 chimeneas, entre unas 10000 ventanas, 2 sótanos, 3 ascensores, por ultimo esta casa contaba con lámparas de que se prendían con un botón. Esta enorme mansión contaba solo con una bañera y únicamente había dos espejos. También encontrabas baños falsos.

Con respecto a la estructura esta casa daba la apariencia de que fuese una casa común, sin embargo poseía escaleras que no te dirigían a ningún lugar, así como puertas muy pequeñas que si las habrías solo podías ver paredes, ventanas o solo estaban vacías.

Esta es una mansión que puede ser hermosa por fuera, llena de lujos, pero dentro de esas paredes suceden hechos paranormales, son muchas las historias de esta casa, una de las más mencionadas es que Sarah atraviesa los muros de esta enorme mansión. Por las noches se escuchan pasos por todos lados sin mencionar que las puertas se cierran de golpe. Muchas de las personas que han visitado esta casa han confirmado que se sienten observados constantemente por algo o alguien que los sigue en cada paso que dan.

Un dato curioso de esta mansión es que el numero 13 se repite en muchas ocasiones, desde las escaleras, agujeros en las coladeras, los candelabros para velas, hasta el numero de ganchos colgados en los armarios poseen este número. ¡¿Es curioso no creen?! También se sabe que el testamento seta dividido en 13 partes. Por este hecho todos los viernes 13 se tocan las campanas a las 13:00 horas.

Esta misteriosa mansión hoy en día ha sido usada como una atracción turística, es catalogada como uno de los lugares más embrujados de todo Estados Unidos. Cabe mencionar que antes de entrar a este lugar debes estar acompañado de alguien, ya que si te pierdes, no te garantizan que te podrán encontrar, así que ten mucho cuidado y no te distraigas con facilidad, pues podrías quedar atrapado en los muros interminables de esta mansión.

Publicidad

Acerca de Martin Hoar